20 JulPrimera Semana Florida 2017

Hola de nuevo!

 ¡No sabemos en qué día vivimos ya! Entre clases, excursiones, y el combo sol y playa, no nos damos cuenta y estos días han pasado volando, os podéis imaginar...

Ahora ya somos todos unos expertos a la hora de coger autobuses, movernos por Fort Lauderdale y, sobretodo, reconocer el nubarrón que amenaza ducha asegurada. Como muchos sabréis, julio es temporada de tormentas en Florida, por lo que día sí, día también, nos tenemos que resguardar durante unos veinte minutos un par de veces al día. Nosotros, que le vemos el lado positivo a casi todo, reconocemos que al menos es agua templada y que la lluvia no es arte solamente en Galicia. 

En las clases ya están todos acomodados. Hubo algún cambio de nivel, porque a veces el examen inicial nos pilla un poco de sorpresa y luego nos sale el desparpajo y, ¡resulta que tenemos un nivel mucho mejor de lo que pensábamos! El resto de compañeros ya son como de nuestro grupo. A los griegos, turcos y rusos de la primera semana se nos han unido italianos, martiniqueses y alguna chica suiza. No queda más remedio que comunicarse en inglés, claro.

El sábado pasado fuimos a ...ORLANDO!!! La excursión estrella, donde nos subimos a casi todas las atracciones, incluyendo Hulk, que es la montaña rusa reservada para valientes! También nos hicimos un montón de fotos con los decorados, pues tienen zonas de Jurasic Park, Harry Potter y diferentes cómics que poco le tienen que envidiar a las películas. Fueron varias horas de viaje en autobús pero, definitivamente, mereció la pena.

El domingo hicimos un tour por Miami ciudad. La primera parada fue en  la zona artística de Wynwood, llena de grafitis preciosos en paredes e incluso aceras. Después pareció que dejábamos Estados Unidos para viajar a Cuba, pues paramos a comer en Little Havana, un barrio con muchísimo encanto, lleno de música y abueletes cubanos fumando puros y jugando al dominó. Comimos en un restaurante típico antes de coger de vuelta el autobús a lo que ya parecía más américa, el centro de Miami y Coral Gables, un ayuntamiento chulísimo pegado a Miami con más pinta de selva que de ciudad. Para terminar la visita, nos llevaron en un crucero que nos enseñaba todas las mansiones (Ricky Martin, Madonna, Shakira, Julio Iglesias...), así que ya sabemos a dónde ir a tomar café la próxima vez que nos demos un paseo por Miami. Cenamos unas hamburguesas en el Hard Rock Café, donde muchos aprovecharon para comprar souvenirs, y volvimos a Fort Lauderdale con nuestras familias. Como veis, fue un fin de semana muy intenso.

Hemos estado tomando el solete en las playas de Hollywood, Miami Beach y Fort Lauderdale. Como veis, es difícil encontrarnos fuera del agua. A unos metros de la playa de FL hay una cancha de baloncesto, donde pasan también el rato cuando el sol no aprieta mucho. Una de las monitoras de aquí, Jean Ann, juega a basket en la universidad, y un monitor, Shaq (que mide poco más de 2 metros), es jugador profesional en El Salvador: tienen rivales importantes.

En estos días hemos conocido el parque nacional de los Everglades, donde vimos serpientes, sapos y caimanes (ahora ya sabemos distinguirlos de los cocodrilos). En cuanto a estos últimos,  incluso vimos a unas crías acercarse al aparcamiento entre las hierbas, pero mantuvimos la distancia que nunca se sabe dónde puede estar escondida mamá caimán y queremos llegar a casa enteros. También nos dieron un paseo en airboat, ¡muy peliculero! Algunos también se atrevieron a sacarse fotos con un bebé caimán, con mimos incluídos..

Conocimos también Palm Beach, a unos 45 minutos al norte en autobús , con la suerte de que Donald Trump estaba de visita en Europa y pudimos pasear tranquilamente por la ciudad. Cuando él está en casa, la mitad de las calles estarían cerradas, incluyendo comercios. Al parecer no tienen a los vecinos muy contentos... Es una de las ciudades más limpias de Estados Unidos (y ricas). La calle principal se llama Worth Avenue, pero lo chulo es meterse por sus patios con enredaderas y decorados en los escaparates.

Esta tarde tenemos una excursión a Key Biscayne, o Cayo Vizcaíno, un banco de arena formado en un arrecife de coral al sur de Miami. A mi me parece de las excursiones más chulas, las playas son preciosas y están llenas de peces de colores...Prometemos sacar muchas fotos!

Un abrazo, 

Marina 

 

Midleton School Blog

Añadir nuevo comentario